Consejos Terapéuticos

Cómo debe ser la alimentación ideal

Health food pyramid

Una dieta variada y equilibrada nos ayudará a encontrarnos mejor y a tener todos los nutrientes necesarios para el organismo.

Conviene tomar unas cuatro raciones al día de hidratos de carbono que nos proporcionan la energía y que deben proceder especialmente del pan, los cereales integrales, el arroz, la pasta y las patatas, descartando los dulces y los azúcares refinados.

Es fundamental que cada día tomemos dos raciones de alimentos ricos en proteínas. Tenemos que comer entre tres y cuatro raciones semanales de carne sin grasa, pescado blanco y azul que nos aporta omega 3, así como huevos. Estos alimentos contienen proteínas de alto valor biológico, vitaminas y minerales.

Las frutas y verduras se deben tomar cada día, al menos cinco raciones y preferiblemente en crudo para que conserven el máximo de vitaminas, minerales y fibra. Además nos aportan agua que ayuda a mantener el organismo hidratado.

En cuanto a las legumbres deberíamos tomar al menos dos o tres raciones a la semana, ya que son ricas en hidratos de carbono, proteínas de origen vegetal y fibra. Por otra parte los frutos secos son muy beneficiosos porque nos aportan proteínas, fibra y grasas saludables. Podemos tomar cada día frutos secos, aunque siempre en cantidades moderadas porque son ricos en calorías.

Los lácteos como la leche, el queso y el yogur se deben tomar cada día por sus proteínas de calidad, vitaminas y minerales tan importantes como el calcio. Lo ideal es tomar entre dos y cuatro raciones de lácteos pero eligiendo los desnatados o bajos en grasa para evitar el colesterol y el exceso de calorías.

Para aliñar y cocinar los alimentos nada como el aceite de oliva, rico en grasas saludables. Podemos tomar entre tres y seis raciones al día, mejor en crudo.

Y no podemos olvidarnos del agua, ya que tenemos que beber unos dos litros al día, descartando las bebidas con gas, alcohol o procesadas.