Frutas

Cómo evitar que se oxide la fruta y la verdura

set of frash ripe different fruits

Muchas frutas y verduras adquieren un color marrón cuando las cortamos y pasan los minutos, algo que podemos evitar siguiendo unos prácticos consejos.

Este proceso de oscurecimiento se denomina pardeamiento enzimático y se produce a causa de una enzima que cataliza la oxidación de distintas moléculas en presencia de oxígeno.

Lo más utilizado para evitar este proceso es añadir zumo de limón, ya que contiene vitamina C que ejerce una acción antioxidante. Además, cuando pelemos las frutas, podemos frotarlas bien con un trozo de limón, lima o naranja.

Otro truco es poner la fruta en un bol, llenarlo de agua fría y echar un chorro de vinagre, preferiblemente de manzana, o un poco de zumo de limón, lima o naranja. Normalmente se aconseja un cuarto de taza de zumo o vinagre por cada medio litro de agua fría.

También podemos evitar que se oxide guardando la fruta y la verdura cortada en un recipiente cerrado herméticamente o una bolsa de plástico de cerrado al vacío, ya que impiden que el aire entre en contacto con estos alimentos.

En el mercado también podemos encontrar unos polvos que ayudan a conservar la fruta y que se componen de ingredientes como ácido cítrico y dextrosa que ayudan a detener la oxidación.

Por otra parte podemos impedir que las patatas se pongan marrón si una vez peladas o cortadas las ponemos en un recipiente con agua muy fría.

Por último tenemos que evitar que el cuchillo para cortar las frutas y verduras tenga óxido puesto que hace que se oscurezcan antes.

En el caso de la manzana, hay que señalar que cuando una persona tiene diarrea conviene dejar que se oxide hasta que esté lo más marrón posible, ya que así ejerce una acción astringente muy beneficiosa.