Proteinas

Cuidado con la dieta rica en proteínas

Depositphotos_9618539_xs

Estamos en verano y muchos de nosotros queremos perder algunos kilos siguiendo una dieta que sea fácil y efectiva. Entre las dietas que están más de moda desde hace ya varios años se encuentran las dietas proteicas, es decir, las ricas en proteínas. Aunque con estas dietas se obtienen resultados rápidos, el peso suele recuperarse al poco tiempo, comportando además una serie de riesgos para nuestro organismo.

En qué consiste

En este tipo de dietas se consumen principalmente alimentos proteicos, como los lácteos, los huevos, la carne y el pescado, así como preparados en forma de barritas, sopas, galletas y batidos. Por el contrario se excluyen los hidratos de carbono, que están presentes en el azúcar, el pan, la pasta, las patatas y el arroz. En muchos casos también puede verse limitado el consumo de verduras y frutas por contener un tipo de azúcar denominado fructosa.

Efectos peligrosos

Casi todos los alimentos recomendados contienen grandes cantidades de grasa y apenas fibra, aumentando los niveles de ácido úrico, colesterol y triglicéridos, y apareciendo además problemas de estreñimiento.

Estas dietas pueden producir efectos negativos en el hígado y los riñones. Asimismo, el hecho de no tomar carbohidratos hace que el cuerpo destruya masa muscular para obtener azúcar a través de la proteína, por lo que nuestro metabolismo se hace más lento y solemos engordar al dejar la dieta.

La carencia de glucosa provoca que entremos en cetosis, un proceso que nos produce apatía, cansancio y náuseas, e incluso se han observado efectos aún más graves. Por otra parte, los nutrientes esenciales se aprovechan mal, produciendo enfermedades carenciales.

Qué hacer

Para evitar problemas a la hora de hacer una dieta, lo mejor es acudir a un especialista en nutrición que nos diseñe una dieta variada y sana, y sobre todo, personalizada a nuestras características.

  • Pingback: Disfruta de la gastronomía de Rosario » Blog Vacaciones