Consejos TerapéuticosVerduras

El Alcaucil excelente protector hepático

el-alcaucil-excelente-protector-hepatico

El alcaucil o también llamada alcachofa es un excelente protector hepático. Se puede comer como acompañante de un plato o también solo.

Puede regular las disfunciones de la vesícula biliar, también ayuda a prevenir la formación de cálculos biliares y estimula la secreción de la bilis.

En 100 gramos de alcaucil hervido y escurrido encontramos:

  • 3,50 gramos de proteínas
  • 11,20 gramos de carbohidratos
  • 0,15 gramo de grasa
  • 5,50 gramos de fibras
  • 1,30 miligramos de hierro
  • 10 miligramos de vitamina C

Además contiene sales minerales como el azufre, el fósforo, el cloro, el hierro, el magnesio, el potasio, el sodio, el yodo y el calcio.

Según la historia era consumido desde el IV antes de Cristo. También conocido con el nombre de Cyanara scolymus, era venerada por los antiguos romanos y los griegos.

En trastornos digestivos de origen hepático está especialmente indicado porque actúa como desintoxicante sobre el hígado. Es por eso que se utiliza en la convalecencia y en el tratamiento de la cirrosis y de la hepatitis.