Frutas

Frutas, presentes en las cuatro comidas

El reto es consumir más y más frutas cada vez. A los consejos para consumir más frutas que publicamos hace pocos días, sumamos hoy algunas ideas apropiadas para cada una de las principales comidas. ¿Las quieres conocer?

En el desayuno:  los cereales con plátanos o melocotones y arándanos. Se pueden  añadir a los panqueques, o consumirlas como bebida, es decir 100% como zumo. Otra opción, es una mezcla de fruta fresca con yogur natural sin grasa o bajo en grasa.

En el almuerzo; llévate una mandarina, unos plátanos o unas ricas uvas; de lo contrario si no te decides, prepara una rica ensalada de frutas. Contenedores individuales con frutas frescas peladas como melocotones o  compotas son  cómodos y prácticos.

En la cena; agrega puré de piña a la ensalada de col, o incluye secciones de naranja o de uva en una ensalada mixta. Prepara una ensalada waldorf, con manzanas, apio, nueces y un aderezo bajo en calorías.

Para algún menú muy especial: prueba los platos con carnes que incorporan frutas, como pollo con albaricoques o mangos. Agrega frutas como ananá o duraznos a los brochettes como parte de una barbacoa.

Por último: para el postre, manzanas asadas, peras, o una riquísima ensalada de frutas acompañada de helado o nata montada con azúcar.

Imagen: jardineria