Proteinas

Huevo, el alimento más completo

Eggs

El huevo es un alimento muy completo y saludable que se consume en todo el mundo. Sus proteínas de gran calidad y otras propiedades lo convierten en un básico en la dieta. Veamos qué otras propiedades y beneficios tiene el huevo.

Características del huevo

El huevo es uno de los alimentos que más se utilizan en la cocina, ya que se utiliza para prepararlos fritos, duros, pasados por agua o en tortillas, así como para hacer pastas, salsas, revueltos, rebozados, bizcochos…

Se recomienda consumir entre tres y cuatro huevos a la semana puesto que nos aportan proteínas de gran valor que incluso superan a la carne y el pescado. Las proteínas del huevo contienen una proporción óptima de todos los aminoácidos esenciales para el organismo. De hecho cien gramos de huevo nos aporta trece gramos de proteínas y unas 150 calorías.

La clara del huevo contiene agua y proteínas, mientras que la yema, además de proteínas, nos aporta grasas, aunque los ácidos grasos insaturados, más saludables, son superiores a los saturados

El huevo contiene colina que ayuda a prevenir alteraciones hepáticas y de crecimiento, infertilidad, hipertensión, pérdida de memoria… Un huevo grande nos aporta más de la mitad de la cantidad diaria recomendada de colina.

En el huevo asimismo encontramos vitaminas liposolubles A, D, E y otras vitaminas hidrosolubles del grupo B, como tiamina, riboflavina y B12. En cuanto a los  minerales nos aporta hierro, fósforo, sodio, zinc y selenio. Su ingesta nos proporciona luteína que actúa en la prevención de los problemas cardiovasculares.

¿Es tan rico en colesterol?

Hace unos años se decía que las personas con colesterol no debían consumir  más de dos huevos a la semana, aunque en los últimos años parece que su consumo puede ser mayor siempre y cuando se siga una dieta adecuada.

En cuanto a la salmonelosis podemos evitarla si seguimos una serie de medidas como lavarnos las manos después de tocar la cáscara, no tomar huevo crudo o poco hecho y conservarlo siempre en la nevera, una vez cocinado, un máximo de 24 horas.