Consejos Terapéuticos

Compra comida sana con el nuevo billete de 5€

Pizza

La comida rápida o fast food suele ser demasiado calórica y poco nutritiva, pero si preparamos estos platos en casa utilizando los alimentos adecuados pueden ser buenos para la salud y además ¡por  menos de cinco euros!.Y hablando de euros, hace unos años cuando empezó la nueva moneda todos teníamos problemas a la hora de hacer la compra, pero hoy en día nos manejamos con total soltura y de hecho los billetes de cinco euros son los que más utilizamos.

Desde hace muy poco el Banco Central Europeo ha puesto en circulación un nuevo billete de cinco euros que es fácil de reconocer gracias a sus marcas de agua y las impresiones en relieve. También es posible distinguirlo por sus detalles en color esmeralda.

Y ahora veamos unos platos fáciles de preparar y sanos cuyos ingredientes podemos comprar con el nuevo billete de cinco euros.

Pizzas

Las pizzas pueden ser saludables si las preparamos en casa, ya que las envasadas o las que se piden para llevar a casa contienen muchas grasas y pocas proteínas de calidad.

Podemos hacer la masa nosotros mismos y después añadirle un poco de tomate y cualquier alimento que no resulte muy calórico, como por ejemplo jamón york, jamón de pavo, alcachofas, pimientos, champiñones, espinacas, queso bajo en grasas, cebolla, especias, etc.

Hamburguesas de pollo o pavo

La carne es uno de los alimentos más nutritivos que existen por su contenido en proteínas de calidad. Si queremos comer hamburguesas que sean saludables debemos acudir a nuestra carnicería y pedir que nos piquen carne, preferiblemente sin grasa y de pollo o pavo.

En casa podemos mezclar la carne con especias, huevo y un poco de pan rallado y después darles la forma típica de las hamburguesas. Si estamos a dieta no hace falta que les añadamos pan, pero si no tenemos problemas de peso o azúcar, o en caso de que tengamos niños en casa, podemos comprar panecillos con forma redonda, preferiblemente en un horno o panadería tradicional para que el pan sea más natural y sin aditivos.

Patatas fritas

También podemos tomar patatas fritas de forma saludable siempre y cuando no sean envasadas y las friamos con aceite de oliva. Después las dejamos en papel de cocina para que absorba el exceso de aceite y no nos aporten tantas calorías. Intentaremos sazonarlas con el mínimo de sal y evitaremos las salsas para mojar.

En los últimos años han aparecido en el mercado unas freidoras que sólo necesitan una cucharada de aceite para freír por ejemplo un kilo de patatas. Son perfectas para freír cualquier tipo de alimento con el mínimo de calorías.