Consejos Terapéuticos

La importancia de un buen desayuno en la infancia

desayunar

Toda persona, no dudo en decirlo, quiere lo mejor para su hijo. Querer lo mejor para tu hijo es brindarle aquello que le beneficiará más:  cariño, mimos, jugar, ropa y todo lo que te puedas imaginar, pero si quieres lo mejor para él o ella,  no debes dejar de atender algo tan vital como su alimentación.

Como el niño se encuentra en crecimiento constante, ésta debe ser balanceada ya que no se puede olvidar que el peque  está en pleno desarrollo y necesita ciertos nutrientes para hacerlo sano y sin carencias de ningún tipo. Si bien todas las comidas son importantes, en los niños la más importante es el desayuno, y ese es el tema que hoy te propongo abordar.

El desayuno debe ser bueno, variado y equilibrado, ya que es lo que brindará las primeras energías del día y son aquellas con las que se afrontará la mañana y el resto del día. Si deseas que tu hijo adquiera rituales del consumo sano y equilibrado, a la hora del desayuno, es fundamental ya desde chico ir educándole, y no privarlo de sus gustos siempre y cuando sean sanos y como mencionaba anteriormente, equilibrados.

Como comentario curioso pero cierto, menciono que los niños que no consumen desayuno son los más expuestos a las caries.

La Asociación Americana dietética es la que hace más hincapié en el asunto de la educación infantil del equilibrio alimenticio ya que será un hábito  que conservarán el resto de sus vidas. Una vez que el bebé abandona la papilla es hora de reemplazar la nutrición con otras cosas, sin dejar de lado el medio litro de leche diario recomendado.

Por último es oportuno recomendarte que no permitas que el desayuno de  tu hijo incluya  las comidas “chatarras”, ya que es un hábito bastante común en las escuelas, y es algo que está mal y que puede generar deficiencias en ciertos aspectos, cuyo impacto se percibirá con claridad cuando éste sea mayor.