HidratosProteinas

La tortilla de patatas, ¿excesiva en calorías?

la-tortilla-de-patatas-excesiva-en-calorias

La manera en la que se cocinan las patatas, es lo que determina el contenido calórico que luego tendrá la tortilla en cuestión, en caso de que las patatas hayan sido fritas, hervidas, echas al microondas, etc.

Esta tortilla de patatas esta considerada, junto a la paella, el gazpacho o el cocido, como una de las recetas culinarias más representativas de nuestra gastronomía. Pese a esto, posee un altísimo contenido energético, el cual, a veces, pone freno a su consumo.

Pese a la gran jugosidad y el exquisito sabor de esta tradicional tortilla de patata, son varias las personas que rehúsan a ingerirla y todo por culpa de que la consideran demasiada calórica. En realidad, tienen razón, ya que la tortilla posee una alta cantidad de calorías, en especial si fue elaborada con las patatas fritas. Además, es importante destacar que el valor energético de la misma varia, y mucho, en caso de que las patatas hayan sido preparadas mediante otro método.

Para poder calcular de forma correcta la cantidad aproximada de calorías que contiene una porción de tortilla de patata, como primer requisito se debe saber que cantidad se va a emplear de cada ingrediente y también el modo en que cada uno de ellos va a ser cocinado.

Por ejemplo, para una tortilla para dos personas se utilizan entre 200 y 250 gramos de patata y tres huevos, lo cual, entre todo, proporciona alrededor de 270 calorías. Un consumo óptimo para una dieta equilibrada, que es lo recomendable.

 

  • Pingback: Recetas - Cocina y comida » Recetas Cocina » La tortilla de patatas, ¿excesiva en calorías?

  • miimii

    va, pero eso de no comerlo porque tiene muchas calorias es una tonteria.
    si se como a las horas y no entre horas, da igual lo que comas que te engorda igual

  • A Gimenez

    Si copias, copia bien. Te falta este párrafo:

    ” Si se suman las calorías procedentes tanto de las patatas como de los huevos, se obtiene un total de unas 430 calorías. No obstante, aún quedan por sumar las calorías del aceite que absorben las patatas al freírlas, y el aceite que se emplea para cuajar la tortilla, lo que hace que su aporte energético aumente de forma notable. “