Hidratos

Las castañas

las-castanas

La castaña es un fruto seco típicamente consumido en la época del otoño, su origen pudo estar en las zonas de oriente y luego más tarde se debió introducir por toda Europa llegando hasta las costas de España.

Las castañas son muy ricas en hidratos de carbono, en cuanto a su aportación es grasa puede decirse que es mínima, a pesar que es un fruto seco, su contenido graso lo hace más similar a los cereales que a los propios frutos secos y es que las castañas son los frutos secos con el menor contenido calórico.

El consumo de las castañas en la cocina se realiza mediante una cocción de estas o bien haciéndolas asadas, aunque hay algunos frutos secos que se comen crudos las castañas por lo general no suelen comerse crudas ya que pueden resultar algo duras. Antes de cocerlas se tienen que pelar, se pueden hervir durante una media hora aproximadamente. Si por el contrario deciden asarse, se deberá hacer un corte en la piel para que estas no revienten.

Como ya comentábamos las castañas son un fruto típicamente de otoño con lo que las podremos encontrar en el mercado en estas fechas desde finales de Septiembre hasta la finalización del invierno, allá por el mes de Febrero. Es recomendable comprar las castañas que tenga la piel brillante estas tendrán una conservación mayor. Una vez compradas se deberán conservar en lugares frescos a una temperatura templada y sin estar guardadas en bolsas o plásticos ya que podrían podrirse.