Hidratos

Las frutas secas

las-frutas-secas.thumbnail

Lo que comúnmente se conoce como frutas secas son semillas oleaginosas ricas en proteínas, grasas e hidratos de carbono. Con respecto a sus valores nutritivos debemos destacar su contenido de proteínas que es similar al de las legumbres alrededor del 20%;  poseen solo 1/3 de la cantidad de carbohidratos que se encuentran en los cereales; son una muy buena fuente de vitaminas B1, B2, y B3 aunque el tostado destruye parte de la vitamina B1; y por ultimo resultan también buena fuente de magnesio, zinc, y cobre.

Cada una de ellas aporta algo fundamental como por ejemplo la Almendra, se clasifica en dulces y amargas, en los comercios se presenta en diversas modalidades: entera, pelada, salada y tostada, es una fuente moderada de calcio y fósforo, (100 gramos de almendras aportan 598 calorías ).

También existen otros tipos como la nuez de Brasil (originaria del valle del amazonas, debe ser refrigerada debido a que su alto contenido de aceites lo hace muy susceptible a la rancidez); castaña de cajú (sus ácidos grasos insaturados están compuestos por un 90% de ácido oleico (protector de nuestras arterias) y un 10% de ácido linoleico); castaña (contiene una cantidad de carbohidratos 3 o 4 veces mayor que otras frutas secas); avellana (existen varias especies nativas en Europa, Asia, y América del Norte); pistacho (es una semilla dulce, de color verdoso, producida por un arbolito originario del oeste de Asia); nuez (es la fuente mas rica de ácidos grasos esenciales); piñón (los tipos europeos son ricos en proteínas); y nuez de macadamia ( originaria de Australia, fue llevada a Hawai, donde prosperó).

Esta variedad de frutas secas suelen ser consumidas en lo que es pleno verano, o mejor dicho para fiestas navideñas, donde podemos gozar de los distintos sabores que estas nos brindan, luego de haberlas dejado en un lugar cálido, y templado.