Consejos Terapéuticos

Cómo prevenir la contaminación de alimentos

Cada año, millones de personas se enferman por consumir alimentos que han sido contaminados. A medida que la cantidad de casos reportados cada año aumentan, la contaminación de los alimentos es un problema de salud demasiado común, lo que indigna aunque no se pueda creer.

Transmitidos por los alimentos, los microbios pueden causar enfermedades tales como náuseas, vómitos, fiebre, calambres abdominales, deshidratación y diarrea. Pero…, la buena noticia es que hay cosas simples que se pueden hacer para prevenir o reducir la incidencia de contaminación de los alimentos.

Medidas de prevención

Ciertos alimentos, especialmente de aves de corral, los huevos y la carne molida, se deben cocinar a fondo y completamente. Muchos de estos alimentos tienen organismos presentes en ellos, capaces de causar severas enfermedades si se consumen. Cocinar los alimentos completamente generalmente mata a los microbios presentes, haciéndolos inofensivos. El uso de un termómetro para alimentos es muy recomendable.

Tratamiento de carnes

Carnes, asados​​, cordero y ternera deben cocinarse a una temperatura interna de por lo menos 63º grados Celsius. La carne molida debe cocinarse debe superar esta marca, como mínimo alcanzar  los 71º grados Celsius. Una forma rápida de determinar si se ha hecho el tratamiento justo respecto a  la carne molida(cocinándola a la temperatura adecuada) es asegurar que la carne se cocina hasta que ya no está roja en su interior.

La carne de cerdo se debe cocinar como mínimo a 71º grados Celsius; en el caso del pollo y pavo, éstos se deben cocinar a una temperatura interna de 82º grados Celsius.

Por último y no menos importante, respecto a los huevos, éstos  deben cocinarse hasta que la yema y la clara estén firmes.