Hidratos

¿Qué es el cuscús?

Depositphotos_1333000_l

El cuscús es básicamente una sémola de trigo duro que procede del norte de África y con el que se preparan muchos platos de la cocina árabe, aunque cada vez tiene más adeptos en todo el mundo.

El cuscús es una sémola de trigo duro que se mezcla y trabaja con harina y que además se tamiza para obtener los pequeños granos, que debido a su tamaño se cocinan rápidamente. La preparación más conocida es la que lleva, además de cuscús, verdura, frutos secos y carne como cordero o pollo, un plato muy completo de la cocina árabe. Muchas personas tuestan un poco el cuscús antes de cocerlo para que cambie el color.

El cuscús casi no contiene grasas, por lo que es perfecto para quienes tienen el colesterol alto. Por otra parte sí nos aporta vitaminas del grupo B y E, así como minerales, por ejemplo magnesio, potasio y fósforo en el caso del cuscús de trigo.

El cuscús nos puede servir como guarnición de carnes y pescados, incluso en platos para los niños o personas con problemas de estómago, ya que es fácil de digerir y muy nutritivo.

El cuscús es muy rico en hidratos de carbono de absorción lenta, los mejores, y que nos aportan mucha energía. Lo ideal es prepararlo con legumbres para que sea más nutritivo y completo a nivel proteico. También se puede utilizar para preparar postres añadiéndole canela y azúcar.

En el mercado encontramos cuscús integral, una versión que nos aporta más nutrientes y fibra. Asimismo podemos adquirir cuscús elaborados con otros cereales como cebada, maíz o mijo. Hay que señalar que las personas celiacas no pueden tomar cuscús de trigo porque contiene gluten.

Ahora en verano con cuscús podemos preparar un tabulé, fresquito y muy apetecible. De todas formas combina con muchos alimentos, al igual que la pasta y el arroz.