Consejos Terapéuticos

Recomendaciones para que los diabéticos puedan comer dulce en Semana Santa

Deep fried fritters donuts

Desde la Federación de Diabéticos Españoles (FEDE) ofrecen unos consejos para que los diabéticos puedan tomar algo de dulce durante la Semana Santa.

Las personas que sufren diabetes deben tener especial cuidado con la dieta, sobre todo con los alimentos ricos en azúcar e hidratos, como los dulces.

Durante estos días seguro que quedaremos con nuestra familia para disfrutar de una comida o merienda donde los dulces típicos de estas fechas estarán presentes. Por ello desde FEDE nos dan las pautas para que los diabéticos mantengan sus niveles de glucosa en sangre bajo control. Lo mejor es que los diabéticos estén supervisados por su médico y que en el caso de tomar algo dulce lo hagan con mucha moderación y de forma esporádica.

Un buen truco es que en las casas donde haya una persona diabética preparemos de forma casera los dulces y postres utilizando edulcorantes como la sacarina o stevia en lugar de azúcar.

Uno de los postres más típicos y ricos de estas fechas son las torrijas, las cuales podemos preparar con pan de molde integral en lugar de pan normal, utilizando asimismo leche desnatada, sacarina líquida o sirope de agave. De este modo reduciremos los azúcares y el resto de la familia también nos cuidaremos más. Asimismo podemos preparar los buñuelos o las monas con canela en lugar de azúcar, la cual se debe evitar.

Y no sólo los diabéticos deben controlar el dulce, todos tenemos que moderar la cantidad de azúcares que consumimos para evitar otros problemas como el sobrepeso, la obesidad o las enfermedades del corazón.

Por eso esta Semana Santa disfrutemos de la comida, pero con cabeza y tomando cantidades moderadas. Por ejemplo, si vamos a tomar dulce en la merienda lo mejor es hacer una comida ligera, como una carne magra o pescado a la plancha acompañados de verduras, así compensaremos un poco los posibles excesos.