Consejos TerapéuticosGrasas

Valor nutricional de las semillas de Girasol

Valor nutricional de las semillas de Girasol

En nuestro post anterior, hemos presentado ampliamente a las semillas de girasol y comentado de qué forma las personas se benefician de su consumo. La pregunta ahora es…¿por qué? ¿qué contienen las semillas de girasol que las hace tan recomendables?

El valor nutricional de estas semillas está directamente relacionado con el aceite; rico en poliinsaturadas y de bajo contenido en colesterol. También tiene una gran cantidad de otros grandes beneficios, entre ellos el ácido pantoténico, fósforo, manganeso y selenio. Todos ellos importantes para la salud y el bienestar de tu cuerpo. La vitamina E es también muy importante, especialmente para la piel y el corazón, y se encuentra en abundancia en las semillas de girasol.

Por si fuera poco las semillas de girasol tienen “toneladas” de proteína en ellas, que contribuyen a que tu cuerpo construya y mantenga en optimo estado la masa muscular.

Al comparar y contrastar los aceites vegetales para cocinar, es importante tener en cuenta el aceite de semillas de girasol. El aceite de girasol es más barato que el aceite de oliva (aunque sus beneficios son diferentes) y es mucho más saludable que el aceite vegetal regular. Un beneficio complementario que es importante señalar es que el aceite de girasol (respecto a otros) también tiene más hierro, zinc y ácido fólico, todos los ingredientes que ayudan a su sistema circulatorio.

El hierro ayuda a transportar el oxígeno por todo el cuerpo, el  zinc mantiene el  sistema inmune fuerte y ácido fólico es esencial para la “limpieza” de la sangre y la formación de nuevas células del cuerpo. Todos estos ingredientes y otros contribuyen a reducir el riesgo de enfermedad cardíaca.